Inicio España La dimisión de Trillo es un hecho

La dimisión de Trillo es un hecho

166
0
Compartir

Federico Trillo, no podía ni imaginarse cómo iba a terminar su carrera política. No solo, más de una década después el caso del Yak-42 le sigue pasando factura sino que la finalización de los servicios que ha llevado a cabo como embajador en Londres no han sido para nada los esperados.

Tras la resolución del Consejo de Estado en la que se concluía que la culpa del accidente de la aeronave había sido del Ministerio de Defensa de la última legislatura de Aznar, el ministro de defensa en aquella época, Federico Trillo, volvió a salir a escena para ser de nuevo puesto en duda. Una duda que, en parte él y en parte el Partido Popular, se han encargado de resolver. Una dimisión encubierta.

Presiones por parte de la presa

Qué duda cabe que la presión de los familiares de las víctimas han surtido efecto. Sin embargo, también es de justicia admitir que han encontrado en la prensa un altavoz perfecto para que surtan el efecto que justamente querían y necesitaban. De hecho, a día de hoy son muy pocas las personas las que no conocen el caso del Yak-42 y la responsabilidad del Ministerio de Defensa del Partido Popular.

Y de su propio partido

Esta presión, lejos de quedarse en agua de borrajas ha obligado al partido conservador a mover ficha y a posicionarse. Un posicionamiento que comenzó siendo algo dubitativo pero que tras la petición de perdón por parte de la actual ministra de defensa, María Dolores de Cospedal, ha sido rotundo. Federico Trillo debía dimitir él mismo a pesar de que son muchas las fuentes las que aseguran que la orden ha llegado desde las dependencias de la calle Génova.

Un ministro que, curiosamente, quiere retomar su puesto en el Consejo de Estado, mismo organismo que fue el que le declaró como responsable del trágico accidente.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here